miércoles, 18 de marzo de 2009

SÚCUBOS


"El súcubo, según las leyendas medievales occidentales, es un demonio que toma la forma de una mujer guapa para seducir a los hombres, introduciendose en sus sueños y fantasías, para tener relaciones con ellos. De esta manera, absorben la energía del hombre para mantenerse, y a menudo, llegan hasta tal punto, que los enferman condistintas dolencias físicas y espirituales, y hasta pueden dejarlo agotado o incluso matarlo" (Bendita Wikipedia).
El Oráculo siente deciros que el súcubo no solo no ha desaparecido, sino que ha evolucionado velozmente hasta adaptarse a estos tiempos que corren.

Ya no está limitada ni su condición de género (los hay masculinos y femeninos) ni la naturaleza de sus víctimas. Yo he visto súcubos tan cerca que su agrio aliento me ha llegado a marear. Lo peor del súcubo es ver el deterioro, a veces imparable, que provoca en sus víctimas. Apreciar como se van apagando como flores marchitas aquellos/as que otrora rezumaron bondad, alegría o chispa vital, verlos transformarse en orcos que se arrastran por los días con el ceño fruncido, buscando fantasmas tras la puertas, haciéndose cada vez más pequeños a la vez que sus carcasas corporales apenas pueden atrapar la poca vida que les queda. El súcubo actual no te folla, te come la oreja, que es mucho, que digo mucho, muchíiisimo peor. Te come la oreja y de paso se zampa tu alma.

Es tan sólo cuestión de suerte podértelo quitar de encima. Para ello, debes abrirte a la mira objetiva del que, desde enfrente, te ve enfermar y te lo dice. Si no haces caso, corres el riesgo de morir o, lo que es peor, perder toda la gracia, el brillo, que el otro, el súcubo, se está jalando a tu costa.

Este humilde oráculo aconseja a aquellos que han perdido el "punch", que busquen al súcubo antes de empezar con los ansiolíticos. Menos prozac y más cera al súcubo.


El Oráculo de Delfos ha hablado.




4 comentarios:

Lady Pirata dijo...

¡Súcubu!
No lo había oido nunca.
Cierto. Y te quitan la energía, y cuando ya no les sirves, te expulsan de sus vidas.
Pero no vienen ya tan sólo disfrazados de hombre/mujer en cuanto a relaciones, también los hay enmascarados de amistad, y que sólo quieren que les des luz y energia positiva... pero ay de ti si se te ocurre llevarles la contraria, ay de ti, si no les ríes las gracias...

También está en la era de la técnica, se infiltra por doquier.
Menos ansiolíticos, sí, más vida interior, y en mi caso, el yoga que me ayuda contra el súcubo que soy yo misma para mi misma, algunas veces.

Te he dado un premio, un loro, jejeje ;)

Srta. Nostalgia dijo...

Aaah, me informas demasiado tarde, querido Oráculo, pues mi súcubo me absorbió por completo hace mucho tiempo, y aquí estoy, existiendo físicamente en este mundo de mierda echando de menos mi alma y arrepintiéndome de haber caído en sus redes, como una ilusa. Mua.

Vivo con Hades a tiempo parcial dijo...

El Súcubo pierde su fuerza una vez descubierto. Srta. Nostalgia, busca bien, que tienes el alma ahí, pegada entre la tristeza y la ira. Rasca con la uñita, rehidrátala y verás como luce con todo su esplendor.

Volver a resurgir de las cenizas como ave fénix, con mas fulgor si cabe. Eso si que le jode al súcubo

Anónimo dijo...

Buenas tardes, tengo 3 años saliendo con una mujer del signo escorpio y literalmente es una relación que casi me mata, no sè si ella sea un súcubo pero he dejado pasar muchas oportunidades y sueños solo por complacerla sin éxito. Estoy muy casando física y mentalmente, creo que debo quitármela de encima. Gracias por el texto, fue revelador.

Se ha producido un error en este gadget.

Océanos

Océanos
Los sin fondo